Gamonita

Asphodelus fistulosus

La gamonita (Asphodelus fistulosus) viene a ser la hermana pequeña del gamón (A.cerasiferus). Se trata de una hierba de la familia liliáceas que vive uno o unos pocos años, con hojas lineares, estrechas, de hasta 45 cm de longitud y sección cilíndrica, surgiendo de la base como en un ramo. La gamonita florece en abril, cuando saca una panícula ramificada y afila con numerosas flores. Estos tallos floríferos son huecos en su interior, a lo que alude su adjetivo específico fistulosus. Cada flor consta de 6 tépalos blancos con una línea medial ocre, 6 estambres que repiten el color de los tépalos con filamentos anchos y blancos y anteras coloreadas de ocre, y un pistilo central. El fruto es una cápsula.

La gamonita es una especie reciente en la comarca de Bages. La flora de la comarca de Bages de Pius Font i Quer del año 1914 la cita solo en el monasterio de Montserrat y aún como probable planta adventicia. La Flora dels Països Catalans de Oriol de Bolòs y Josep Vigo, cuyo volumen IV dedicado a las monocotiledóneas se publicó en el año 2001, cita que la gamonita penetra raramente en la comarca de Bages. En realidad es una planta que avanza progresivamente de sur a norte en el Bages, siguiendo las vías de comunicación. Entró por Monistrol de Montserrat y más tarde se vieron poblaciones considerables en Castellbell i el Vilar. En primavera del 2010, la gamonita es ya una hierba común en los alrededores de Manresa, en el centro de la comarca, y ha llegado a localidades más al norte. La gamonita es una planta que el ganado respeta. Crece principalmente en márgenes de caminos y carreteras, los cuales embellece con su floración generosa. La gamonita en flor contrasta con la monotonía yerma del asfalto, es promesa de naturaleza más allá de la carretera.

[fotos Jordi Badia]