Gusano del brote de la col

Hellula undalis

El gusano del brote de la col (Hellula undalis), de la familia Crambidae, tiene por costumbre comer los brotes tiernos de los plantones de col, ocasionando el peor perjuicio posible en el momento más sensible del cultivo de las distintas variedades de col y coliflor.

El adulto es una polilla pequeña, de unos 5-6 mm de longitud y 15-18 mm de envergadura alar. Las alas anteriores tienen color amarronado, están atravesadas por bandas sinusoidales claras, poseen una mancha marrón oscuro en forma de gota en el área submarginal cerca del ápice y terminan en un flequillo. Las alas posteriores -que no se ven en la imagen- son blancas con el margen marrón. Los ojos suelen ser verdes.

La oruga posee un cuerpo blando de unos 10 mm de longitud tras completar los 5-6 estadios de crecimiento. Su color es blanco con estrías longitudinales de color marrón o rojizo como si vistiera un mallot del Atletic, tiene algunos pelos finos erizados y la cabeza negra. Se encuentra metida en el centro de la col, donde come sus partes más tiernas. El resultado de la acción de estas pequeñas orugas son coles a las que quedan las hojas externas, pero falta completamente el centro donde debería haberse formado la inflorescencia

La hembra adulta pega los huevos en el reverso o en la axila de las hojas de col. Estos huevos eclosionan a los 2-3 días, la larva emigra hacia el centro de la col, crece rápidamente y en menos de un mes completa el ciclo de crecimiento y metamorfosis de la que emerge como adulto. Mediante este ciclo vital tan rápido, el gusano del brote de la col consigue muchas generaciones por año y se convierte fácilmente en una plaga en los huertos y cultivos de col. El gusano del brote de la col se combate con trampas de feromonas. Su distribución es mundial.

[foto Jordi Badia]