Ampliación de la escombrera salina de Fusteret (Suria)

La ampliación de la escombrera de Fusteret, de la explotación minera de potasa de la empresa ICL-Iberpotash SA en Suria, fue aprobada con celeridad en el año 2018 por la D.G. de Calidad Ambiental del dpto. de Territorio y Sostenibilidad de la Generalitat –evidentemente también por la D.G. de Energía, Minas y Seguridad Industrial del dpto. de Empresa y Conocimiento que se ha mostrado siempre, siempre y siempre subordinada a los intereses de ICL-Iberpotash SA, la mayor empresa minera en Cataluña-, preparada en 2019 y en 2020 está ya en plena actividad de vertido.
El área de ampliación se extiende desde la escombrera existente hacia el sureste por la cabecera del arroyo de Camprubí, en dirección a Cerarols, en 12 Ha más que suman a las 30 Ha anteriores. La capacidad prevista en el área de ampliación es de 6 millones de metros cúbicos de residuos salinos.
Aunque las condiciones de esta área adicional para contener residuos no son las mismas que en el resto de la escombrera. La superficie ha sido nivelada en forma de V e impermeabilizada con láminas de polietileno de alta densidad, de manera similar a la técnica utilizada en la impermeabilización y restauración de la escombrera de Vilafruns, para impedir que la salmuera se filtre y circule subterráneamente. El lateral de la escombrera actual en contacto con el área de ampliación se ha uniformizado en una superficie lisa y ha sido impermeabilizado también con láminas negras de polietileno que delimitan y aíslan las dos áreas. En la base se han instalado drenajes que facilitan la circulación de la salmuera generada hacia el punto más bajo, desde el cual debe conducirse al colector general de salmueras de la cuenca del Llobregat. Una zanja perimetral evita la entrada lateral de agua dulce hacia el área ampliada de escombrera.
En conjunto, y a diferencia de la parte anterior más extensa de la escombrera de Fusteret y por primera vez en la historia de la explotación minera de potasa en la comarca de Bages, el área ampliada de escombrera de Fusteret sí puede considerarse un vertedero controlado con las condiciones de diseño adecuadas a los residuos salinos que tiene que acoger. Aunque el vertedero controlado de residuos salinos está supeditado a la disponibilidad de un colector u otra solución para la evacuación de la salmuera.
Se prevé que, a pesar que las partes antigua y nueva de la escombrera estén adosadas, funcionen en realidad como dos unidades independientes por lo que respecta al control de aguas saladas. Además la impermeabilización en el lateral de la escombrera antigua es un gran ensayo para deseables futuras impermeabilizaciones que confinen las escombreras, impidiendo en origen la generación de salmuera.

Las imágenes fueron obtenidas desde Cerarols. En la imagen 1ª, los trabajos de impermeabilización de la superficie del área de ampliación (06.2019); en la imagen 2ª, el área ya parcialmente ocupada por residuos salinos y, en la 3ª, la vista completa de la escombrera con la ampliación a la derecha (05.2020).

[fotos Jordi Badia]

  • Ver www.lasequia.cat/montsalat, en catalán, para información detallada de los impactos ambientales de la minería de sal en la comarca de Bages.