La encina de Querol

La encina de Querol es el prototipo de la gran encina que suele haber en las inmediaciones de las casas de campo catalanas. La estampa de su tronco vigoroso que se divide a poca altura en robustas ramas radiales sosteniendo una copa ancha, redondeada y regular es magnífica.

En el año 1991, la encina de Querol fue declarada árbol monumental de Cataluña. En su ficha de árbol monumental constan las medidas de 3,65 metros de circunferencia del tronco ¡más de 1 metro de diámetro!, 14,5 metros de altura y 22,8 metros de diámetro medio de la copa. Hay que suponer que, desde entonces, los diámetros del tronco y de la copa habrán podido crecer aún algo más.

La encina de Querol se encuentra a unos 100 metros de la casa de Querol, en Fonollosa. La casa y la encina de Querol están situados al lado sur del arroyo de Fals o de Fonollosa. El acceso más fácil con vehículo es por la pista que saliendo del núcleo de Fonollosa baja a cruzar el arroyo, gira en dirección este y llega a la casa de Querol en 1 km.

A la sombra de la encina de Querol se organizan conciertos y veladas culturales en verano.

[foto Montserrat Porta y Jordi Badia]